Páginas vistas en total

jueves, 12 de enero de 2012

30 DE ENERO DIA DE LA PAZ Y LA NO VIOLENCIA

Mi mensaje se dirige también a los padres, las familias y a todos los estamentos educativos y formativos, así como a los responsables en los distintos ámbitos de la vida religiosa, social, política, económica, cultural y de la comunicación. Prestar atención al mundo juvenil, saber escucharlo y valorarlo, no es sólo una oportunidad, sino un deber primario de toda la sociedad, para la construcción de un futuro de justicia y de paz.
"Quisiera dirigirme también a los responsables de las instituciones dedicadas a la educación: que vigilen con gran sentido de responsabilidad para que se respete y valore en toda circunstancia la dignidad de cada persona. Que se preocupen de que cada joven pueda descubrir la propia vocación, acompañándolo mientras hace fructificar los dones que el Señor le ha concedido. Que aseguren a las familias que sus hijos puedan tener un camino formativo que no contraste con su conciencia y principios religiosos."
Educar en la paz
«La paz no es sólo ausencia de guerra y no se limita a asegurar el equilibrio de fuerzas adversas. La paz no puede alcanzarse en la tierra sin la salvaguardia de los bienes de las personas, la libre comunicación entre los seres humanos, el respeto de la dignidad de las personas y de los pueblos, la práctica asidua de la fraternidad»[8].La paz es fruto de la justicia y efecto de la caridad. Y es ante todo don de Dios. Los cristianos creemos que Cristo es nuestra verdadera paz: en Él, en su cruz, Dios ha reconciliado consigo al mundo y ha destruido las barreras que nos separaban a unos de otros (cf. Ef 2,14-18); en Él, hay una única familia reconciliada en el amor.

Pero la paz no es sólo un don que se recibe, sino también una obra que se ha de construir. Para ser verdaderamente constructores de la paz, debemos ser educados en la compasión, la solidaridad, la colaboración, la fraternidad; hemos de ser activos dentro de las comunidades y atentos a despertar las consciencias sobre las cuestiones nacionales e internacionales, así como sobre la importancia de buscar modos adecuados de redistribución de la riqueza, de promoción del crecimiento, de la cooperación al desarrollo y de la resolución de los conflictos. «Bienaventurados los que trabajan por la paz, porque ellos serán llamados hijos de Dios», dice Jesús en el Sermón de la Montaña (Mt 5,9).

La paz para todos nace de la justicia de cada uno y ninguno puede eludir este compromiso esencial de promover la justicia, según las propias competencias y responsabilidades. Invito de modo particular a los jóvenes, que mantienen siempre viva la tensión hacia los ideales, a tener la paciencia y constancia de buscar la justicia y la paz, de cultivar el gusto por lo que es justo y verdadero, aun cuando esto pueda comportar sacrificio e ir contracorriente.
Fragmento del mensaje de Benedicto XVI en la Jornada por LA PAZ.













PAZ: LIM

JCLIC

JUEGOS POR LA PAZ

GRANDES PERSONAJES PAZ

APRENDE SOBRE EL DIA DE LA PAZ

MANDALAS PARA LA PAZ








Oración por la Paz de San Francisco de Asís



Oh, Señor....

Has de mí un instrumento de tu paz, para que :

Donde haya odio, ponga yo amor

Donde haya ofensa, ponga yo perdón

Donde haya discordia, ponga yo unión

Donde haya error, ponga yo verdad

Donde haya duda, ponga yo la fé

Donde haya desesperación, ponga yo la esperanza

Donde haya tinieblas, ponga yo la luz

Donde haya tristeza, ponga yo la alegria


Oh...Maestro

Haz que yo no busque tanto...


Ser consolado, como consolar

Ser comprendido, como comprender

Ser amado, como amar

Porque dando se recibe

y olvidando se encuentra

Porque dando se encuentra el perdón

y muriendo se resucita a la Vida Eterna


San Francico de Asís

CANCIONES PARA LA PAZ


LISTA GANADORES PREMIOS

OTROS ENLACES

No hay comentarios: